domingo, 9 de junio de 2019

Salud y Blockchain


SALUD y BLOCKCHAIN

Qué las personas cada vez vivimos más años, y en consecuencia surgen nuevos procesos de enfermedades, nadie lo pone en duda, y en la misma medida puede desprenderse que supondrá un incremento de cargas para las instituciones médicas y servicios de salud, con la implicación y necesidad de explorar y encontrar nuevas e innovadoras formas para tratar estos procesos. Ahí estarán las nuevas tecnologías. 

En temas de investigación, son muchos los proyectos y programas que ya utilizan la inteligencia artificial, por ejemplo, en temas de detección de cáncer y otras enfermedades. Y otro ejemplo, el blockchain, permitirá una mejor selección de los grupos de riesgo. El poder de blockchain para integrar masas y bases de datos y hacer que la información sea rápidamente accesible, mejorará el proceso real de los tratamientos. Otro aspecto importante, que permite a los investigadores médicos, compartir datos y otros recursos.

Pero donde la tecnología blockchain, seguro tendrá un gran impacto, será en el cambio de los modelos de gestión, principalmente en lo referente al tratamiento de datos. Se prevee mejoría en la seguridad del historial médico, pudiendo conocer todo su recorrido hasta el más mínimo detalle, por la trazabilidad del proceso. Y por supuesto, permitirá mantener por completo la privacidad del historial, agilizando los procesos de intercambio y comunicación entre los distintos agentes.

¿Incidencia en los pacientes? Creo, seremos dueños de nuestros propios datos. Podremos tener una trazabilidad de todo lo que nos ha afectado o tenido en el ámbito de nuestra salud, conocer todo nuestro historial sanitario, el recorrido de nuestras enfermedades, tratamientos, visitas… Tendremos acceso a nuestros datos en cualquier momento y en cualquier dispositivo.


Blockchain, va a permitir a los agentes intervinientes, incluso a la administración pública, poder gestionar los modelos de salud de una forma más eficiente. Utilizando esta tecnología lograrán que los procesos sean más cortos, y que estén a disposición de más personas para que puedan interactuar. Las administraciones lograrán ser más eficientes en su gestión, y por supuesto establecer nuevos modelos de prevención.

El sector farmacéutico, podrá demostrar y tener la seguridad de cómo un medicamento ha sido creado, fabricado, distribuido, intervenciones en su cadena de valor, hasta la llegada al destino final, debido a esta inmutabilidad y trazabilidad. Esto garantizará que todo medicamento que tome un paciente, es el medicamento que dicen que es y que puede ser tomado en ese momento.

A pesar de todas las ventajas que podrá aportar el blockchain, aún le queda recorrido y camino para implementarse totalmente en el mundo sanitario. Para ello, los investigadores, técnicos y profesionales deben realizar sus trabajos, pero también los pacientes y sociedad en general, debe conocer sus posibilidades.

Para finalizar, me ha llamado la atención un reciente estudio, según el cual, el número de personas mayores de 65 años que padecerán al menos cuatro afecciones médicas aumentará en un 100% para el 2035. Seguro, que la tecnología será fundamental para mejorar los procesos y buen compañero de viaje de los profesionales de salud.

Miguel Ángel OTIN LLORO